¡No me toques los huevos!

¡No me toques los huevos!

Hoy, día 9 de octubre, es el día mundial del huevo.

El huevo es una fuente excelente de proteínas de alta calidad (6,4 g por huevo) y es una muy buena alternativa a la carne o al pescado. Hay que tener en cuenta que las proteínas de la clara, donde se encuentran en mayor proporción, sólo se digieren si el huevo se ha cocinado.

El color de la cáscara depende de la raza de las gallinas y no afecta su calidad nutricional ni su sabor.

Los elementos nutritivos se reparten de forma desigual entre la clara y la yema:

La clara contiene más de la mitad de las proteínas, siendo la albúmina la más importante, y la mayor parte del potasio y de la riboflavina (vitamina B2).

La yema, en cambio, contiene vitaminas (A, B, D y E), minerales, las ¾ partes de las calorías y la totalidad de las grasas (4,8 g). De estas grasas, 4 g son ácidos grasos, siendo saturados el 35% e insaturados el 65%. Esta proporción es nutricionalmente recomendable.

¿Y estas grasas son buenas?

¡Pues si! Resulta que el colesterol de los huevos promueve la aparición de partículas LDL y HDL de mayor tamaño y disminuye las partículas LDL de menor tamaño, favoreciendo así un perfil lipídico menos aterogénico.

De hecho, diversos estudios han demostrado que un consumo moderado de huevos (≤1 al día), se asocia estadísticamente a un menor riesgo de enfermedad cardiovascular y a un riesgo menor de muerte por esta enfermedad.

Por otro lado, en la yema encontramos colina, un nutriente importantísimo para el desarrollo y crecimiento normal del cerebro y el sistema nervioso, previniendo así, el deterioro cognitivo en la edad anciana.

Resumiendo,

El huevo

  • Aporta 150 calorías
  • Aporta 6,4 g de proteínas de altísima calidad
  • Mejora tu perfil lipídico y reduce el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares
  • Aporta colina, previniendo el deterioro cognitivo del anciano

 

                                                                                                Fuente: Instituto de Estudios del Huevo

 

¡Por lo tanto, que no os toquen los huevos de vuestra dieta!

No obstante, no todos los huevos son iguales. Como con todos los alimentos, hay que fijarse bien en la etiqueta. Todos los huevos tienen un código de barras. El primer número indica la forma en la que se ha criado la gallina que ha producido el huevo. Este factor es importante ya que no es el mismo el perfil nutricional de un huevo de gallina criada en libertad y alimentada con maíz, que el de un huevo de una gallina criada en una jaula y alimentada con pienso.

El resto de dígitos indican la provincia, el municipio, la granja y el estado en donde se han producido estos huevos.

 

                                                                                                Fuente: Instituto de Estudios del Huevo

 

¡Por lo tanto, que no os toquen los huevos de vuestra dieta siempre y cuando sean sostenibles y de calidad!

 

AD



Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies